lunes, 28 de marzo de 2011

I Love Peep Toes

Ya os he confesado mi adicción a los zapatos. Me gustan de todos los tipos y colores, pero si tuviera que quedarme con un sólo modelo serían unos peep toes. O unos stilettos... Los dos están peleando en mi ranking particular de preferidos, ambos me parecen ultra femeninos. 


Los stilettos estilizan el pie haciéndolo alargado y estrecho. Además me encantan los que son un poco escotados y dejan ver el nacimiento de los dedos.


Lo que más me gusta de los peep toe es que los dedos se asoman sutilmente y arreglados con una buena manicura y un bonito esmalte me parece un detalle muy sexy. 

Mientras que me decido, os dejo una recopilación de los peep toe que han captado mi atención esta nueva temporada. 


















Si pudiera me haría con casi todos. Algunos me tienen enamorada, no podría elegir un solo modelo, sería todo un dilema. Por el momento y mientras me decido, os traslado la disyuntiva: ¿con cuál os quedáis?



domingo, 20 de marzo de 2011

Look Casino

Ayer tuve una velada especial. Después de ir a cenar a uno de mis italianos favoritos un exquisito risotto, fuimos a pasar unas horas al Casino

¿Recordáis la falda de Mango que compré en las rebajas online? Pues pensé que sería el momento perfecto para estrenarla y, sin duda, fue la protagonista indiscutible del outfit de anoche. Habría sido muy fácil combinarla en un look lady, pero sin embargo opté por darle un aire más biker.

Aquí os dejo una adaptación del look que elegí para pasar la noche entre croupiers.




Como ya os comenté en alguna ocasión, para la noche y más en estos días aún invernarles, mi color favorito es el negro. Así que, otra vez es el protagonista de un outfit nocturno. Además, como la falda es estampada, preferí que destacara frente a la sobriedad del negro. 

Habitualmente me gusta jugar con los tejidos de las prendas y enfrentar texturas tan dispares como la seda y el algodón. Por eso elegí una camiseta básica de algodón y ligeramente elástica que únicamente cuenta con el detalle de los hombros abullonados. La de la imagen, de manga larga, es de Kiabi. La compré hace un par de meses pero aún está disponible en la web.

El toque biker lo ponen la cazadora de piel y los blucher. Ésta cazadora es de Pepe Jeans y ya os la enseñé en otro look porque se parece mucho a la mía de Zara que ya tiene un par de temporadas. Los blucher negros son de Shoepping y, a pesar de tener un tacón vertiginoso, son espectaculares. Los compré aprovechando las rebajas y aún los podéis encontrar.

El clutch es de Asos y es muy parecido al que me puse anoche. El mío es de Primark y lo conseguí por el módico precio de 5 €. Lo sacó Paula Echevarría en su blog hace unos días. Me encantan sus tachuelas doradas y su gran tamaño, muy prático.

Para completar el look opté por una pashmina negra anudada al cuello y algunos accesorios dorados parecidos a los que os dejo en la imagen. La pulsera y el anillo son de Mango y el reloj, que me tiene enamorada, de Ted Baker.

Espero que os haya gustado el look y que podáis adaptarlo o sacar alguna idea. 

Si no habéis ido nunca al Casino os recomiendo la experiencia siempre que, llevéis un presupuesto ajustado y... ¡¡no lo apostéis todo al rojo!!

sábado, 5 de marzo de 2011

Revista Glamour

Hace años que soy lectora de esta revista y creo que se merecía un hueco en el blog, así que aquí está mi entrada para la Revista Glamour.



Me gustan mucho las revistas de moda y tendencias. Cuando el mundo de la moda se difundía a través del papel porque internet aún comenzaba a irrumpir tímidamente en nuestras vidas, las revistas eran un indispensable para mantenerse al día. A pesar de todo, encontraba dos inconvenientes en la inmensa mayoría de las revistas: un formato demasiado grande y pesado que las hacía inmanejables y un precio desorbitado. Cuando descubrí Glamour me encontré con una revista muy completa comprimida en un tamaño comodísimo y a un precio razonable. Desde entonces es la única revista que compro.



Si la Revista Glamour me gusta especialmente es porque no es sólo una revista de moda. 


En cada número nos ofrecen reportajes muy interesantes de temas de actualidad, tanto del ámbito laboral como del sociopolítico. En este sentido me parece una revista más "madura" que las del sector.


En todos los números encontramos alguna celebrity que comparte su último proyecto en una entrevista salpicada de unas espléndidas fotografías y un cuidado estilismo. Pero los  protagonistas no son siempre femeninos, la revista siempre tiene un espacio reservado para los chicos Glamour con fotos sugerentes de los hombres del momento en los sectores de la moda, el cine o la actualidad.


Puede que las secciones que más me gusten sean los "Pluses Glamor": "Plus de Moda", "Plus de Belleza"... Se trata de apartados muy dinámicos que ofrecen mucha información comprimida en pocas páginas. Podemos encontrar desde el análisis de outfits de celebrities y sus adaptaciones a bolsillos  mileuristas hasta las últimas tendencias de ropa o maquillaje, pasando por reviews de productos cosméticos, guía de compras, comparativas y un largo etcétera. 


No podemos olvidar los apartados dedicados a la cultura. Encontraremos un hueco para las últimas publicaciones literarias y estrenos cinematográficos y unos reportajes de viajes muy interesantes e inspiradores.

Como la compro prácticamente todos los meses alguna vez me he planteado suscribirme porque supondría un ahorro considerable al año, pero encuentro un gran inconveniente. Cuando te suscribes a la revista, ésta se compromete a enviarte por correo mensualmente cada número pero no se haría cargo en caso de extravío. Personalmente estaría dispuesta a pagar un poquito más a cambio de un envío certificado que asegurase recibir la revista.

Por último decir que para mí la ventaja de las ventajas de esta revista es la Tarjeta Glamour LifeStyle. Viene con la revista dos veces al año y ofrece descuentos desde el 15% en una serie de establecimientos. Yo ya me he beneficiado de los descuentos glamour en varias ocasiones para hacer compras en The Body Shop, Mango o Hazel




En el próximo número incluirán la Tarjeta de la temporada Primavera/Verano 2011 así que os recomiendo que no dejéis escapar la oportunidad de conocer la revista y de disfrutar los descuentos.



miércoles, 2 de marzo de 2011

Estee Lauder. Doble Wear Zero Smudge Lengthening Mascara.

Hoy vengo con un nuevo review de un producto de maquillaje. En esta ocasión le ha tocado a mi máscara de pestañas favorita: la Doble Wear de Estee Lauder.



He probado un montón de máscaras de pestañas y creedme, cuando digo un montón, son un montón: la Hypnose Drama de Lancome, la Magic Mascara de Eyeko, la Lash Queen Feline de Helena Rubinstein, la Hight Impact Mascara de Clinique, la Colossal de Maybelline, la Máscara Volume Glamour de Bourjois... Y sin duda alguna me quedo con la Double Wear de Estee Lauder.

Puede que penséis que soy muy exigente con las máscaras de pestañas, la verdad, no lo creo. Tengo las pestañas largas y bastante espesas aunque quizás poco curvadas. Lo único que le pido a una máscara es que me curve las pestañas, que me las deje separadas, que sea fácil de trabajar y evidentemente que no me deje grumos. Y no es tan fácil conseguir que un sólo producto cumpla estos requisitos.

Hace años me regalaron una mini talla de la Doble Wear de Estee Lauder y desde entonces se ha vuelto en otro de mis indispensables de maquillaje.




Para diario uso una máscara marrón, más discreta, pero para los looks de fin de semana, más marcados, me gusta usar una máscara de pestañas negra para conseguir un efecto más dramático y con la Doble Wear lo consigo. Me alarga las pestañas y me las curva con una sola pasada.

El cepillo es muy estrecho y alargado. Ésto permite trabajar muy bien las pestañas y acceder a las cercanas al lagrimal y a las inferiores sin manchar el párpado o la ojera. Además no deja ni un sólo grumo y las pestañas quedan separadas, sin apelmazar.




Otra ventaja que le encuentro es que no se seca enseguida. Puedes estar usándola hasta que se terminen sus 7ml. de producto sin notar prácticamente alteraciones en su textura. 

Si tengo que encontrar un inconveniente únicamente podría decir que es un poco complicada de retirar, pero con un buen desmaquillante de ojos bifásico no hay nada que se resista.

Respecto a su precio, 23€,  puede que parezca desorbitado pero creo que está bastante bien comparándola con otras máscaras de la misma gama, además teniendo en cuenta que puedes usarla hasta que se termine porque no se seca, creo que es una buena inversión.


Para aquellas que ya hayáis encontrado vuestra máscara de pestañas favorita ¡¡mi más sincera enhorabuena!! Para las que continuéis con la búsqueda espero que éste review os sirva de ayuda.